CRISIS DE LA SALUD

Publicado: 12/09/2014 06:23 por jotaefeb en PAÍS: lo que nos quebranta

Se suele decir y con razón que el bien mas preciado de un ser humano es  la salud, un hombre sano, fuerte y vigoroso puede acceder a trabajo, estudio y a progresar en la vida, una persona enferma y una sociedad con poco cuidado médico está condenado al retraso y la marginación. En nuestro país lastimosamente la atención sanitaria de la población es paupérrima y en vez de optimizarla cada vez la situación es peor. El diario ABC Color hizo una serie de notas en un recorrido por el interior del país desnudando toda la precariedad y las notorias carencias de la medicina en el Paraguay,  deprimente por las carencias evidentes en Asunción y que se agudizan de manera dramática en el interior del país.

En casi todos los  casos el servicio en los pueblos y ciudades del interior es de baja calidad por falta de insumos y equipos a lo que se suma la falta de profesionales de blanco, médicos y enfermeras para completar una asistencia medianamente aceptable. En los últimos tiempos la falta de medicamentos en los hospitales convierte en  una utopía  el ideal de la medicina sin costo para el pueblo, esto se incluye simplemente en  un enunciado sin valor a la hora de acudir a los nosocomios públicos, inserta, inclusive,  en la constitución, que es letra muerta  que no llega a beneficiar a nadie, lo único cierto es que sin plata, no existe forma de recibir buena atención aun en los hospitales públicos.

Existe es cierto una elite medica en hospitales privados donde se tienen equipos modernos y profesionales de excelente nivel que pueden competir  con colegas de cualquier parte del mundo en cuanto a capacidad y conocimientos, pero esta medicina es cara y esta reservada solamente a un porcentaje ínfimo de personas adineradas que pueden pagar los costos sumamente onerosos de esas prestaciones. Si el mismo servicio proveído  por el Instituto de Previsión Social IPS, el seguro medico obligatorio para los trabajadores tiene una gran deficiencia en los últimos tiempos y aparte de la mala atención a pacientes la larga espera para algunos estudios o para una simple consulta en ocasiones se suma la falta de medicamentos en sus farmacias.

Esto es grave pues  no es un servicio gratuito, sino una prestación  que paga el trabajador y su empleador y que contempla igualmente el aporte jubilatorio. Entonces mas allá de evitar la huelga medica del sector de los facultativos de la salud prevista para este fin de mes lo que el gobierno nacional y los gremios médicos deben preocuparse es de trabajar en serio entre todos por mejorar la salud de la población, es probable que tengan razón los galenos al querer ganar mas por las tareas  que realizan, pero también no es menos cierto que la ciudadanía reclama de ellos un mayor compromiso con la patria y en especial con la gente pobre que acuden a los hospitales, una atención mas humana, eficiente y amable, de la misma forma que el estado debe entregar todos los insumos, equipos y medicamentos a los hospitales y centros de salud.


Andrés Granje

Comentarios  Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.