María Cristina Duarte, nacida en ciudad de Caázapa del vecino país de Paraguay. En la actualidad vive en la ciudad de Bélen, provincia de Catamarca.

Sus estudios primarios los realizó en Buenos Aires y el secundario en Paraguay.

Es técnica Superior en Gestión y Evaluación Ambiental, Maestra elemental de dibujo y pintura artística. Instructora de Historia de Arte Precolombino y técnicas alfareras.

Fue reconocida por la municipalidad de Belén por el taller “SEY RINPOCHE”.

Habla su lengua madre, el guaraní, y el castellano.

En la actualidad tiene como ocupación, pintura con arte Precolombino que expone en su propio local. Realiza meditación y yoga en el Budismo Tibetano. Por último, es una mujer que ama a la madre naturaleza, de ahí nacen varios de sus trabajos.

- ¿Cómo llega a Belén?

- Llegué a la ciudad de Belén hace siete años, cuando me casé con un escritor y profesor de Santa Fe, Julio Cesar Forcat, cuando era un docente itinerante en la ciudad. Vine con el sueño de pintar el paisaje de Catamarca, a pesar de que aún no he concretado ese sueño, pero tuve la posibilidad de realizar otros que tenía pendientes, como aprender alfarería, trabajar en la arcilla y tuve la suerte de poder lograrlo. También logré terminar una carrera de nivel terciario.

- ¿Qué técnica de pintura aplica y en qué se inspira?

- Mi técnica más habitual es el óleo, pero también utilizo acrílico y técnica mixta. Me inspiro en la mujer, en mí misma, en la naturaleza, recreando y expresándome simbólicamente.

- En Belén ¿hay muchos artistas plásticos?

- Sí. Aunque son pintores convencionales que copian de fotos y pinturas de paisajes. Hay muchos pintores, pero les falta libertad de expresión y creatividad para crecer.

- ¿Usted utiliza esas cualidades?

- Creo que si. En mi pasado en Paraguay tuve esa cualidad y desde que llegué a tierras catamarqueñas me inspiré en la Madre Tierra y en animales autóctonos, como por ejemplo el puma, la lampalagua y el cóndor.

- Para la alfarería ¿qué tipo de material usa?

- Utilizo arcilla de la zona, aquí en Belén hay muchos tipos de arcilla, como la blanca, amarilla, verde y marrón. En mi caso suelo utilizar una roja pura que saco del Cerro Colorado, de San Fernando. Estudié esta carrera para recrear la cultura precolombina andina, que es multiforme y lo más expresivo que tiene el noroeste argentino. Me fascinan las urnas de Santa María, la cultura de La Aguada y los vasos ceremoniales. El arte indígena es único y hay que rescatarlo y protegerlo. Llegué a perfeccionarme también en arte americano e indígena de Perú, Colombia, México y de los Estados Unidos. Puedo realizar cualquier trabajo en arcilla. Me gusta trabajar mucho con la arcilla y soy capaz de reproducir a la perfección cualquier obra de arte indoamericano.

- ¿Qué perspectivas tiene para los años que vienen?

- De esto me gusta hablar. Compramos con mi esposo una antigua casona de fines del siglo XIX en Belén, ubicada en el barrio Santa Rosa, a sólo dos cuadras del centro. Allí estoy organizando un centro cultural conjuntamente con Julio Forcat. Ya tenemos listo el salón principal para las exposiciones. Se van a exponer mis trabajos de alfarería y mis cuadros de colecciones anteriores, de hace unos veinte años atrás, y además los actuales. También se podrá ver la obra de otros artistas que quieran exponer. Lo importante es que se podrá exponer permanentemente.

- ¿Cuál es su objetivo?

- Mi objetivo es transmitir mi admiración por el arte y por las culturas americanas antiguas, exponer también en otras ciudades y no quedarme estancada en una sola provincia. Exponer siempre en mi país me da un plus especial para mí.

Mi meta es seguir asimilando las culturas indígenas de Argentina y de América y expresarlas en lienzo y arcilla.

- ¿Qué vio en Belén que no tienen otras ciudades, para radicarse en ella?

- En Belén vi lo que nunca he visto en mi país, las imponentes montañas, la paz, la tranquilidad, la belleza de los paisajes, que hacen armononías con el cielo. La cultura y las tradiciones son muy fuertes en los habitantes.

- ¿Qué es para usted el arte?

- Muy buena la pregunta. Para mí el arte es saber vivir, saber ver, crear, amar, sentir, sin estas virtudes no podría yo crear un cuadro. El arte es una parte de mí y no podría vivir sin ella.

- ¿Usted es una persona que vive en armonía con la naturaleza?

- Sí, yo vivo en armonía con la naturaleza y me considero parte de ella. Sin armonía con la naturaleza yo no podría crear una pintura, estaría haciendo daño. El arte y la música han nacido de la naturaleza, sin ella no existirían. Amo a todos los animales, tengo dos perros, tres gatos y un pato, que cuidaré hasta el final de sus vidas. Justamente para poder entender más sobre la naturaleza decidí estudiar para Técnica en Gestión Ambiental.

- ¿Extraña su Paraguay natal y piensa alguna vez en volverse?

- Extraño mucho mi país natal. Allí está casi toda mi familia, y siempre voy cada año. Quisiera volver para realizar exposiciones y rescatar el arte guaraní. Volver a vivir allá no creo, por el momento tengo mi casa en Belén y estoy feliz.

http://www.elesquiu.com/notas/2011/1/28/entrevistas-188611.asp

Comentarios  Ir a formulario



gravatar.comgerardo

muy bueno señora personalmente he visto una pintura suya de un pato buenisima me la mostro el estimado julio,les mando un gran abrazo,y con el,mis buenas, energias,gerardo contreras.

Fecha: 26/02/2011 21:41.


Añadir un comentario



No será mostrado.